0. ¿Para qué y por qué millones de personas se pasan, gran parte de su vida, observando, pensando, recogiendo datos, estudiando, formándose para después escribir libros, realizar literatura, construir obras de arte, pintar cuadros, componer música y cientos de otros aspectos que hoy denominaríamos dentro del campo de la filosofía, literatura, arte, culturas, religiones-teologías, ciencia, ciencias sociales, etc.?

                        1. ¿Por qué y para qué, cuándo de la mayoría de productos culturales no se tendrán en cuenta, se perderán se destruirán, no se valorarán, serán erróneos o serán deficientes…? ¿Pero por qué millones de personas, generación tras generación se esfuerzan por buscar mayores grados de verdad-bondad-belleza-racionalidad-utilidad creando-buscando-investigando productos culturales, sean de matemáticas o de filosofía o de arte o de literatura o de moralidad o de moda o de inventos en mil aspectos de la realidad…?

                        ¿Qué es lo que lleva al ser humano, a todos, a unos en unos temas, a otros en otras cuestiones, a buscar nuevas ideas, nuevos cambios, nuevos proyectos, nuevas preguntas, nuevas soluciones, nuevas temáticas…?

                        ¿Teniendo en cuenta, que al menos hasta ahora, aunque desde ahora podría cambiar, porque la tecnología actual de la información y de la información y de los datos permite que nada se pierda, si se desea o si esa es la voluntad de la sociedad…? ¿Hasta ahora la inmensa parte de lo que se hace, sea fotografía o sea obras de teatro o sean libros de ensayo o sean en cualquier faceta de las artes, ciencias, filosofía, religiones-teologías, culturas, artes se pierde o se destruye o se deja que se vaya destruyendo…?       

                        ¿Y por tanto la inmensa parte de los autores o creadores o buscadores o investigadores en la mayoría de esos campos, no obtienen ningún reconocimiento, ni en sus obras, ni en sus personas, en ningún sentido…? ¿No obtienen ningún beneficio, ni de reconocimiento social, ni de reconocimiento educativo, ni de reconocimiento económico, ni de nada o casi nada, la mayoría de las veces, dolores de cabeza, sufrimientos, críticas negativas, etc.?

                        ¿Son muchos los llamados y pocos los escogidos también en estos temas…?

                        ¡Ciertamente no podemos negar que hay días, en los que los autores, diríamos están más entristecidos, más melancólicos, más sin saber por dónde tirar y hacia dónde caminar y a qué puerta llamar…! ¡Cierto es que mejor es dedicarse a escribir un libro durante dos años, que no dedicar ese tiempo, el tiempo libre que se tenga a convertirse en un receptorio de alcohol o de experiencias que rozan la inmoralidad o que son inmorales…!

                        2. ¿Tenemos un impulso interno la humanidad, nuestra especie, de siempre estar buscando, siempre estar descubriendo, siempre estar haciéndonos nuevas preguntas, nuevos proyectos, nuevas ideas…? ¿Y por eso como una enorme máquina, vamos segando nuevos campos, es decir, en todos y cada uno de los aspectos de la realidad, hay un ser humano o cientos de miles que quieren producir cambios, sea en cómo recoger de nuevas formas el aire, como medir la temperatura de la última galaxia, preguntándonos cuál es el fin o el límite del universo, buscando un sistema económico para que todo el mundo viva, creando sentimientos con palabras, o cientos de miles de aspectos de la realidad real o imaginaria…?

                        ¿Y esa gran máquina que somos, entre todos, cada generación, unos individuos fallecen, pero nacen otros, esa gran máquina hace que todo cambie, todo, a nivel teórico y a nivel práctico, constantemente, día tras día, silencios tras silencio, minuto tras minuto…?

                        ¿Pero no podemos obviar y olvidar que existirán miles de matemáticos que van buscando nuevos grandes teoremas o algoritmos o hipótesis matemáticas, pero que la inmensa mayoría solo encuentran pequeñas cosas? ¿Lo mismo sucederá en la moda, en el campo de la economía, del arte, de la pintura, de la filosofía, de la ciencia de la computación y de los miles de campos existentes en el mundo…? ¿Millones, posiblemente cientos de millones de personas que han querido descubrir algo, tener éxito en su profesión, encontrar algo nuevo, y se encuentran que al final de sus vidas-existencias, después de décadas de elaborar o buscar o creer que ha encontrado algo, al final de sus vidas, o no haber encontrado nada, o habiéndolo encontrado o creído que lo han encontrado, el resto de especialistas o expertos o coetáneos entendidos en ese campo no valoran en nada su trabajo…?

                        ¿Y entonces cuándo sucede esto, y esto sucede demasiadas veces, cuándo ese individuo quizás ya alcance cincuenta o sesenta o setenta años, después de llevar treinta o cuarenta o cincuenta años dedicados a un campo de creación o de investigación o de búsqueda o de producción se da cuenta, que a nadie o a casi nadie le interesa lo que ha hecho…? ¿Es más puede haberse dado cuenta, que gran parte de su producción artística plástica, por ejemplo, pinturas se han perdido o destruido, cientos o miles de dibujos o pinturas, y encima no tiene ni fotografías de ellas…?

                        ¿Qué le puede suceder a ese individuo cuándo llega a esa edad, hemos indicado por poner una fecha, cincuenta o sesenta o setenta años, que ya sabe que su reloj se está quedando sin arena, aunque no sabe si le quedan un año o cinco o treinta…?

                        ¿Simplemente que ha fracasado, simple y llanamente sabe que ha fracasado, en su actividad laboral o profesional, oficio o profesión, sea haber puesto una churrería y haber fracasado, sea haber escrito un libro, sea haber tenido varios negocios, sea haber tenido varias vocaciones, sea haber creado cientos de frases o de ideas o de proyectos o de dibujos o de…? ¿Sea lo que sea…?

                        ¡Ciertamente reitero y repito hasta la saciedad que mejor es intentar escribir uno o mil poemas, en los ratos libres, que pasarse este tiempo detrás de copas de mojitos, o cientos de otras actividades que al final, son negativas para el cuerpo, el bolsillo, la carne, la mente e incluso el alma, si es que tenemos alma…!

                        ¡¿Hay días o ratos de días o momentos que uno siente que está con el cuerpo-mente destrozado por el silencio-fracaso, y todo lo que escribe es demasiado negro!?

                        3. Para terminar, sabemos ya la solución, y tenemos la tecnología, y además es muy económica y barata… la solución es crear centros documentales y archivos, en los cuales cualquier autor, sea del tema que sea, pueda conservar parte de su producción. De ese modo hay una esperanza que se conserven millones de producciones para el futuro. De forma online o virtual. Archivos o centros documentales de todas y cada una de las materias. Así el autor, cuando llegue a una determinada edad y sea consciente que ha fracasado en ese terreno, no se sienta tan triste. Porque aunque no le hayan admitido sus poemas, o sus composiciones o sus ensayos o sus vestidos de moda o cualquier campo que sea honesto y legal y moral. Al menos sepa que su producción matemática o de ciencia física o de teorías de economía o de cualquier campo hay una posibilidad que quede para dentro de cien años… Y quizás, quizás especialistas en el futuro encuentren esas producciones en los distintos campos o en los distintos territorios…

                        ¿Esto es pedir mucho? ¡Es pedir mucho a la sociedad…!

                       ¿Cuántos poetas hay en un determinado territorio o región, por poner un ejemplo…? ¡Y así en todos temas o especialidades que sean legales, morales…!

                        ¿Pero por qué esto no se hace, cuándo archivos virtuales apenas tendrían costes realizados por museos o fundaciones o bibliotecas, consejerías de educación o de cultura, particulares, cada uno según su especialidad…?

                        ¡Esto es un misterio o enigma que jamás he sido capaz de entender-comprender, se gastan cientos de miles de millones de euros en el mundo en la producción cultural en todos los campos, y después se deja que cientos de miles de productos realizados se pierdan o se destruyan, ni siquiera quede una imagen virtual de ellos, porque entiendo que material o físicamente no se puede conservar todo, pero si en copias virtuales o en fotografías conservadas online, para acceso de todo el mundo, de cualquier lugar del mundo, de hoy o de mañana…!

                        http://personal.cim.es/filosofía           © jmm caminero (29 junio-09 julio 2016 cr).

Fin artículo 590º: “¿Para qué pensar y escribir y publicar un libro?”.

En las alcaldías el feminismo sigue fracasando.

Fue contar los resultados del 28 de abril y muchos ponerse a presumir de lo muy feministas que nos han...

DRAMÁTICA SITUACION DE LOS GITANOS EN ITALIA

La persecución contra los gitanos en Italia está alcanzando niveles de una gravedad inusitada. Tal vez no sea exagerado decir...

Mi encuentro con un Guardia Civil que no fue Civil en su acción

Mary Frances Berry, profesora de historia y ex presidenta de la Comisión de Derechos Civiles de los Estados Unidos, dijo...

Artículo Periodístico 1.657º: “Artículo surrealista, IV”.

En el cerro del existir, del propio existir, del existir colectivo, de grupos o de humanidad entera, o de especie...

Buenas noticias desde Noruega y Alemania.

Si todavía son las 10:42 horas del sábado 18 de mayo y puede usted escribir en el buscador “Venezuela Noruega”...

Sánchez, Franco, fichar, Iceta y triunfar fracasando.

Tener la sartén por el mango es una manera de vivir muy conveniente para seguir teniendo la sartén por el...

Artículo Periodístico 1.649º: “Shakespeare y los escritores”.

  ¿Qué tienen o tuvieron Shakespeare y otros cien escritores más, que denominamos genios, que no tienen o no tenemos...

Puigdemont, testigo de cargo del peligro contra la democracia

El 28 de abril fracasó un peligroso intento de avalar en las urnas el plan más cruel contra los presos...

Gitanos y gitanas candidatos a las elecciones municipales, autonómicas y al Parlamento Europeo

Estamos en vísperas de unas nuevas elecciones. Vamos a elegir a nuestros representantes en los municipios y en los parlamentos...