Print Friendly, PDF & Email
Información
1334 votos

Artículo Periodístico 555º: “¿Nietzsche ha vencido?”.

Información
;jmm caminero 22 Mayo 2016 Sección; Opinión
Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

0. ¿Podemos admitir que en gran parte los principios y enunciados de Nietzsche han sido admitidos, por una proporción importante de la población occidental o las sociedades del llamado primer mundo? ¿Qué por supuesto no solo han influido sus ideas o concepciones, que muchas personas no han leído, pero si muchos adolescentes a lo largo de este último siglo, y desde luego están diríamos en el ambiente, debido a multitud de circunstancias y variables…?

                        1. Nietzsche (1844-1900).

                        Nietzsche tiene cuatro grandes problemas de interpretación, una, es que para muchos no es un filósofo, en sentido estricto, sino un gran escritor o un genio literario, o un gran ensayista, pero no un pensador de la filosofía o un filósofo. Por la siguiente razón, si yo digo “hay extraterrestres”, y no afirmo nada más, lo expreso con mayor o menor belleza, soy simplemente un escritor o un literato, en mayor o menor medida, pero si yo digo “existen los extraterrestres” e intento aportar tres o cuatro o cinco razones o argumentos o datos o hechos, o combinaciones de argumentos o datos, “entraría en mayor o menor grado en la categoría del pensamiento racional, y no del pensamiento literario o poético”.

                        Pues éste es el grave problema de Nietzsche, de tal modo, que en la página cincuenta de un libro afirma algo sobre algo y en la sesenta lo contrario, y ninguna de las dos afirmaciones demuestra con razones, en general, solo muestra estados de ánimo, estados de pensamiento, estados emocionales, estados de ideas, pero no razones-argumentos-datos… en la medida que la filosofía puede…

                        En segundo lugar, desde 1890, prácticamente no pudo leer, ni escribir, entró en una fase de enfermedad psicobiológica, que se ha estudiado mucho la interpretación. Lo cual nos lleva a otra cuestión, Nietzsche, en grandes etapas de su existencia estuvo bajo el paraguas de una gran y grave enfermedad o enfermedades psicológica, por decirlo de alguna manera suave, además de graves problemas de la vista, que no podía leer lo suficiente, graves problemas de dolores de cabeza, que le impedían levantarse, según dice él, varios días seguidos de la cama, etc.

                        Todo lo anterior, conforman el tercer grave problema, incluso para los especialistas hay enormes problemas de interpretación, no es que evolucione un pensador y tenga dos o tres etapas, véase Platón o Wittgenstein, sino que en todo se contradice y se vuelve a contrariar y así eternamente, en el mismo libro, en el mismo año, etc. Lo cual ha llevado a que los grandes expertos en él y grandes conferenciantes, dan opiniones de todos los gustos, y desde luego el público en general, cada uno toma lo que quiere y lo que desea. Nietzsche se ha convertido en “lo que tú no te atreves a decir o yo, cogemos una frase de Nietzsche y así le pasamos la culpa o la responsabilidad a este autor…”.

                        Por otro lado, cuarto, su filosofía se difunde en todos los sitios, no hay feria de pueblo, aunque sea pequeña, si hay un puesto de venta de libros, tendrás las obras de Nietzsche, algunas, o muchas. Parece que hay interés por algunos poderes del mundo, que su figura se difunda. Pero esos puestos no tienen obras de Agustín de Hipona o de Tomás de Aquino… a lo sumo si de Platón.

                        2. Pero todo lo anterior no quita, no es óbice que nos planteemos que grandes enunciados suyos, han formado parte y conformado de una contribución importante de la sociedad o de parte de ella, y del imaginario colectivo, entre otros las siguientes concepciones:

                        - La alabanza de lo dionisiaco, de lo irracional, frente a lo apolíneo, la razón. Es decir, la defensa de todo lo irracional (sentimientos, pasiones, deseos, libidos, deseos, emociones, pulsiones…) frente a la razón o el entendimiento o la mesura o la medida…

                        - La voluntad de poder, que se ha interpretado de muchas maneras, pero que muchas personas han aceptado, su voluntad de poder sobre los demás. El problema es que el sujeto que acepta esa voluntad de poder si tiene mucho poder… Pongan ustedes nombres…

                       (Incluso hay que decir, que admitiendo que las filosofías de los pensadores, sus interpretaciones, en todos sus sentidos no son responsabilidad del mismo filósofo, sino que después intervienen multitud de factores…).

                        - Dios ha muerto. Se interprete como ateísmo o no existencia de Dios, u odio al cristianismo, o la desaparición de toda la metafísica clásica desde los griegos, es decir, la desaparición de las grandes concepciones sobre Dios, sobre la moral y los valores sustentados durante siglos, las concepciones de libertad, no existir el concepto de verdad clásico, sino cada uno con su verdad, etc.

                        - El nihilismo se interprete en una forma débil o fuerte. Nada aquí, nada después de aquí, solo la vida. Y la vida se puede interpretar de mil modos, y cada uno según su interpretación. El nihilismo se complementa con la concepción de que “Dios ha muerto”… Se habla de un nihilismo positivo y otro negativo, un nihilismo como método de pensamiento, y otro nihilismo como resultado o como final…

                        - El superhombre. Concepto que se han gastado pantanos enteros de tinta para averiguar el uso correcto que tenía para el autor, pero que distintas filosofías sociopolíticas se han apropiado de él. Entre otros modos, que el superhombre crea sus valores, para él o ella misma, según sus intereses y según sus circunstancias o para un grupo o una ideología… De esta concepción, interpretada de forma radical, puede surgir cualquier cosa, interpretada de forma liviana o mesurada o débil, sería una aceptación o adaptación a la realidad y a lo real… En el siglo veinte se indica que algunos grandes líderes del mundo, no precisamente democráticos, se inspiraron en estas ideas de Nietzsche y algunas de Schopenhauer…

                        - El vitalismo, como el máximo valor la vida. Pero la vida se puede interpretar de multitud de formas y maneras, igual que se puede concebir la razón de multitud de formas… si se interpreta como vitalismo sin límites, y este concepto lo unimos a los anteriores, ya tenemos un cóctel más explosivo que cualquier artefacto físico-químico… Porque al final, las grandes ideas, acertadas o desacertadas son las que nos abren puertas a paisajes verdes o a pozos sin fondo…

                        - El devenir o el eterno retorno o el eterno devenir… Que se ha interpretado de multitud de formas o maneras, pero no olvidemos que las concepciones metafísicas, se acepten de un modo o de otro, influyen mucho en todos los aspectos de la realidad humana. No es lo mismo el humano oriental que el occidental, porque independientemente crea en ellas o no, las metafísicas diferentes hacen a hombres y mujeres diferentes… ¿Se dice que en el siglo veinte se “hicieron verdaderas barbaridades amparándose en el ateísmo o la transmigración, en lo primero, porque el ser humano es otro ser, como cualquier otro animal, la segunda concepción, porque no pasa nada, ese individuo ya se transmigrará en otra cosa…”?

                        - Moral de los señores y de los esclavos. En síntesis, la moral de los esclavos es la que cada uno se impone, la de los esclavos es aquellas que se aceptan de la tradición. Combinen este principio o idea, en general, sin matizaciones con todos los anteriores, y ya verán las filosofías subyacentes en muchos campos de exterminio del siglo veinte. Aunque repito los autores de las ideas no son responsables, totalmente de las aplicaciones que hacen sus seguidores, porque yo creo con total convicción que Nietzsche jamás habría admitido que ningún partido sociopolítico hubiese tomado sus ideas, y menos se pudiesen aplicar a personas para llevar a campos de concentración…

                        - La transvaloración de todos los valores, es decir, todos son todos, y dicho de forma sencilla, lo que llamamos mal es ahora el bien, lo que llamamos bien es ahora mal. La moral y ética estudiada y probada durante siglos, sin negar que tenga que evolucionar está equivocada. Toda la moral basada en las metafísicas occidentales, en el cristianismo, en el judeocristianismo, en las morales de Platón hasta Kant son erróneas… Pero no solo los valores éticos o metafísicos, sin todos los valores en todos los sentidos…

                        - Más allá del bien y del mal. Es decir, ir en las ideas y en la práctica más allá de los fundamentos y enunciados teóricos y prácticos de su sociedad, de su sociedad del siglo diecinueve. Y los resultados los hemos visto. Ciertamente creo que de haber vivido él, a finales del siglo veinte, no habría admitido gran parte de su pensamiento…

                        - El crepúsculo de los dioses o de los ídolos. Es decir, de todo Dios, de toda metafísica, de toda religión, o de todas las tradiciones… es decir, otra forma de la muerte de Dios. El concepto ídolo se puede traducir por multitud de formas analógicas, equívocas, es decir, desde valores, a ideas, a dioses, a Dios, a lo metafísico…

                        - La crítica feroz al cristianismo. Como en todo, hay frases que dice que el Nazareno ha sido el hombre más ejemplar y mejor de toda la historia, y en otros textos, habla del cristianismo como la perversión de todo o casi todo… Este punto ha sido muy tomado por distintas ideologías o grupos o colectivos o incluso sectas…

                        3. ¿Para concluir, no podemos negar que hay puntos conceptuales que están de acuerdo con otras filosofías anteriores o posteriores o coetáneas a su tiempo (Freud, Marx, Heidegger, etc.), por tanto no es solo el responsable? ¿Pero no debemos negar, que su modo de pensar ha entrado en multitud de ámbitos de la realidad humana, a nivel individual, familiar, económico, sociopolítico, etc.? ¿Vemos todos los días, que a lo blanco se le llama negro y a lo negro blanco, no es que a lo blanco se le denomine como gris, sino negro, es la verdadera transvaloración de todos los valores?

                       ¿Y por último, debemos hacernos la pregunta, hay grupos reales y fácticos, minoritarios o sin ser tan minoritarios, que les conviene que parte de la población crean, y sobretodo vivan, sin saberlo la mayoría con principios nietzscheanos, por diversas razones, porque crean que así es más fácil gobernar y gestionar a los seres humanos, porque están en contra de las metafísicas tradicionales, porque quieren disminuir el poder de las religiones y su presencia en el mundo de hoy, etc.? ¿Por tanto, Nietzsche, ha vencido la gran batalla ideológica en el mundo occidental…?

http://www.facebook.com/cuadernossoliloquiosjmm          © jmm caminero (14-20 mayo 2016 cr).

Fin artículo 555º: “¿Nietzsche ha vencido?”.

                                                                                  *

Print Friendly, PDF & Email

campana_de_propinas