Algunos partidos islamistas de Marruecos y de Túnez han dado instrucciones a sus seguidores en España para que se afilien a las juventudes de los partidos políticos con el objetivo de prepararse para crear y dirigir, en un futuro próximo, formaciones musulmanas que concurran a las elecciones. Las instrucciones parten del partido tunecino An Nahda y de dos partidos marroquíes: Justicia y Desarrollo por un lado y Justicia y Caridad por otro.

 

Realmente, cualquier ciudadano de la Unión Europea puede crear libremente un partido político, conforme a lo dispuesto en la Constitución y en la Ley Orgánica 6/2002, de 27 de junio, de Partidos Políticos. De ese modo, se garantiza la democracia, en la que, según la Sentencia del Tribunal Constitucional 3/1981, de 2 de febrero, tienen un papel esencial los partidos políticos.

 

La creación de partidos políticos musulmanes es posible y resulta verdaderamente lógica en la medida en que se ha producido un gran incremento de la población que profesa el islam en España. No hay más límites que los impuestos por las normas aplicables, que establecen que los partidos políticos ejercerán libremente sus actividades y deberán respetar en las mismas los valores constitucionales, expresados en los principios democráticos y en los derechos humanos. Además, tendrán que desarrollar las funciones que constitucionalmente se les atribuyen de forma democrática y con pleno respeto al pluralismo.

 

El problema esencial puede estar en la adecuación de partidos políticos destinados, fundamentalmente, a trabajar sobre cuestiones religiosas. La religión debe quedar al margen de la política, por el bien de esos dos elementos, pues la mezcla de los mismos puede generar distorsiones y conflictos de intereses que ya se han sufrido en el pasado y que no deberían repetirse.

 

Hay un factor que genera sospecha en este asunto y, por su existencia, no se puede descartar que el deseo de formar partidos políticos con un programa islamista en España sea, simplemente, un acto de reconocimiento relativo a la naturaleza del islam, cuyo contenido podría llegar a exceder de lo propiamente religioso para impregnar la política y la cultura en muchos países europeos.

Casado, otro subproducto de una democracia oscura.

Una vez más, ha sido un editorial de “El País” lo que me ha hecho reaccionar. Esta vez el titulado...

Artículo Periodístico 1.411º: “Cuestiones sobre el suicidio, I”.

Hay temas difíciles, dramáticos, en los que sientes, tu debilidad, tu ignorancia en muchos sentidos y aspectos, pero que son...

UN PARLAMENTO HASTA AHORA INCOMPLETO

Sin gitanos y sin gitanas. Esa es la verdad. Ese es el gran agravio que se nos infringe a los...

A contracorriente. El “genocidio” de los indios. Enrique Arias ­Vega

Coincidiendo con el Día de la Hispanidad, mis parientes ecuatorianos lamentan el “genocidio” tras el “Descubrimiento”, especulando con lo bien...

MADRE

A medida que la carretera iba avanzando por el monte, el campanario del monasterio apareció entre las altas copas de...

MONTSERRAT CABALLE, ESPAÑOLA, CATALANA Y GITANA UNIVERSAL

Un día le oí decir a un líder gitano centro europeo la preciosa anécdota que seguidamente les relato. Dicen que Dios...

POLÍTICOS, EMPRESARIOS, SALARIOS Y DIGNIDAD (De mi puño y tekla)

Como por desgracia le sucede a miles de españoles, todos tenemos amigos a cuyos hijos les ocurre algo muy similar...

Artículo Periodístico 1.408º: “El baúl de Pessoa”.

Parece ser que cuando Fernando Pessoa falleció dejó un baúl lleno de manuscritos, o dicho de otro modo, miles de...

A contracorriente. Los delincuentes de las “tarjetas black”

Resulta que al final de un larguísimo proceso de quienes se lo llevaron crudo gracias a las tarjetas black de...