¿Cuándo necesitamos de un psicólogo?

Xornal de Galicia  16 Mayo 2017  Sección; Especiales 65 votos

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

No es simple asumir que necesitamos ayuda. Solemos creer que nuestros problemas se irán solos con el paso del tiempo, o que podemos aprender a sobrellevarlos. Consultamos con amigos, con familiares o con la almohada y creemos que, mágicamente, todo irá bien. Pero no siempre es así y no es necesario llegar a situaciones límites para aprender a pedir ayuda y contar con profesionales que pueden brindarnos herramientas de solución de conflictos útiles y sencillas.

 

Leemos en la página web psicoadapta.es que podemos incluso plantear nuestro problema por correo. Aunque lo ideal es pedir una cita con el Centro de Psicología e iniciar una terapia.
Pero, ¿cuándo es el momento verdaderamente oportuno?

Pues por ejemplo, cuando tenemos trastornos de ansiedad, que pueden ser tratados con técnicas y herramientas psicológicas adecuadas. La ansiedad es una respuesta natural y adaptativa de nuestro organismo, es ese temor o inquietud que se siente ante una situación determinada. Pero si esta respuesta es demasiado frecuente o  intensa, podemos estar ante un trastorno de ansiedad, que se manifiesta tanto en nuestro pensamientos -que suelen ser reiterados y negativos-, o a nivel fisiológico, con taquicardias e hiperventilación. Incluso si la ansiedad es muy frecuente y duradera, pueden aparecer trastornos trastornos de tipo intestinal o problemas dermatológicos.

Otro trastorno muy frecuente es de las fobias, un tipo de trastorno de ansiedad que consiste en la aparición de síntomas y de gran temor, por lo general irracional teniendo en cuenta el tipo de situación o estímulo que lo genera. Ante este miedo, la persona suele poner en marcha conductas de evitación que suelen acarrear problemas en la vida cotidiana, padecimientos y malestares.

Hay muchos tipos de fobias, y entre ellas, una muy común es la una muy común es la fobia social. Este tipo de problemática también puede ser abordado desde la terapia y con resultados exitosos, con una técnica denominada “de exposición”, que consiste en dotar a la persona de estrategias para el control de la ansiedad para luego y en forma paulatina, comenzar con la exposición a las situaciones fóbicas. Esta técnica, como toda terapia, requiere de una colaboración mutua entre el psicólogo y paciente.

La página web ofrece un test orientativo de fobia social compuesto de preguntas a las que hay que responder verdadero o falso. Al finalizar, se suman las respuestas y en función al resultado, se puede valorar a modo orientativo el grado de interacción y de fobia social.

Otros articulos relacionados.....
 Buscador Grupo Pladesemapesga con tecnología de Google

En el motor de búsqueda te ayudamos a encontrar exactamente lo que buscas.

 AyTP Acción y Transparencia Publica..