Recientemente, Reeves planteó la hipótesis de que la cámara funeraria de Nefertiti (1370 - 1330 antes de nuestra era), cuya ubicación se desconoce hasta el momento, pudiera estar oculta tras la pared norte de la de Tutankamón.

Sin embargo, para Eldamaty, de realmente existir esa habitación funeraria, ésta sería la de la reina Kiya, madre del rey niño.

En sus argumentos el Ministro, quien además es experto arqueólogo, expone que cuando el joven faraón abandona la capital Akhtaten para trasladarse a Tebas, probablemente llevó consigo los restos de su madre.

Cuando Tutankamón fallece a temprana edad, argumenta, los sacerdotes del Valle de los Reyes (donde se inhumaba a los monarcas) tuvieron que apurarse en buscar una tumba, pues disponían, según los ritos faraónicos, de sólo 70 días para ello.

En una época en que con herramientas de cobre no era muy rápida la excavación en la roca, y ante el requerimiento de elaborar un digno ajuar mortuorio, que consumía más tiempo y ocupaba un espacio considerable, la solución ideal fue utilizar las antecámaras del sepulcro de Kiya.

Por tanto, sostiene Eldamaty, la tumba de su madre era la elección adecuada.

Siguiendo un razonamiento similar, y tras estudiar imágenes de muy alta resolución de las paredes de la tumba de Tutankamón, en particular la del mural de los monos, Reeves sostiene que en la posible cámara oculta quien se encuentra es la momia de Nefertiti.

Para dilucidar ésa, una de las incógnitas abiertas de la egiptología, tanto Eldamaty como Reeves, junto a un grupo de expertos, realizarán una expedición (la segunda) al Valle de los Reyes.

En esta ocasión explorarán tres tumbas reales de personas que estaban vivas en tiempos de Tutankamón.

Ellos son el Rey y comandante militar Horemhab, el Rey y hermano de faraón Akhenatón, Smenkare, y de Amenhotep III.

En una primera fase se estudiarán con una nueva óptica las tumbas de esos personajes, incluyendo las pinturas en las paredes, la terminación de éstas y de los techos, así como la ubicación precisa de los amuletos que debían proteger en su sobrevida a los muertos.

Además, Reeves espera realizar un escaneo mediante radar del entorno de la tumba de Tutankamón para detectar espacios vacíos en el subsuelo, lo cual confirme (o no) la existencia de cámaras mortuorias adicionales.{jcomments on}

Planes de futuro: la maternidad, una etapa emocionante

Ser madre es el sueño de muchas mujeres, pero hay...

SERÁ OBLIGATORIO SABER CASTELLANO PARA SER PRESIDENTE DE LA COMUNIDAD

COMUNIDAD DE PROPIETARIOS DE MÁLAGA APRUEBA LA NECESIDAD DE SABER...

Un evento debe contar con una organización de primera

  Organizar un evento requiere pensar en cada uno de los...

¿Qué productos elegir para cada tipo de piel?

Para el cuidado de la salud, la belleza, el cuidado...

Análisis de la conducta de los presuntos expertos en analizar conductas

Perspectiva metapericial de informes y dictámenes policiales y privados Dr. (PhD)...

Alquilar un despacho en Zaragoza, una gran idea para empezar el año

Es una opción perfecta para mejorar la gestión de microempresas...

El invento que multiplicó el conocimiento

Los libros se convirtieron en la mejor forma de divulgación...

La nueva ayuda de Dropshipping, las redes sociales

Hoy día, dada la existencia de un negocio online tan...

La traducción, clave para una buena comprensión

La comprensión es lo que motiva a las personas a...

Otros articulos relacionados.....