Los clubs exclusivos para caballeros son un clásico en el Reino Unido. En algunos de estos lugares, considerados templos para muchos, se han cerrado alguno de los negocios clave para la economía británica. Pero no todo es positivo en ellos, pues sus reglas están dotadas de un pronunciado sexismo, motivo por el que diferentes colectivos femeninos les han denunciado en más de una ocasión

, según La Vanguardia.

Pese a las múltiples críticas que reciben, la justicia parece no hacer nada por obligarles a cambiar sus normas, y aceptar a mujeres. Por ello, han decidido tomar las riendas de la situación creando The AllBright, el primer club “sólo para mujeres” que existe en el Reino Unido. Existían pequeñas asociaciones femeninas en el país, pero a ninguna se le había permitido tener la categoría de club hasta ahora. Su nombre que rinde homenaje a la política estadounidense y se inspira en un mitin que en su día ofreció la que fuera primera secretaria de Estado de la historia en EE.UU., Madeleine Albright, en el que popularizó la frase “hay un lugar especial en el infierno para las mujeres que no se ayudan entre sí”.

Sus fundadoras, Debbie Wosskow y Anna Jones han querido aportar su granito de arena al movimiento #MeToo y Time’s Up, que tanto resuena estos meses en Hollywood y el mundo entero. Ambas dejaron sus respectivos trabajos para volcarse de pleno en esta iniciativa, que consideran necesaria para acabar con “el machismo imperante en la ciudad”. Wosskow vendió su compañía de intercambio de casas de vacaciones, Love Home Swap, el pasado año para poder llevar a cabo el proyecto. Por su parte, Jones abandonó su jefatura en Hearst Magazines en el Reino Unido.

Juntas abrieron el pasado 8 de marzo, coincidiendo con el Día Internacional de la Mujer, lo que consideran un “oasis” para las profesionales que quieran “crear, conectar y colaborar”. Y es que The AllBright no está exclusivamente pensado para hacer negocios (que también) como el resto de clubs ingleses, sino que en él también se imparten desde talleres de marketing hasta programas para buscar inversores.

Su ubicación, en el barrio de Bloomsbury, no es cosa del azar. Fue allí donde varias intelectuales urdieron sus estrategias sufragistas y donde vivió una de las figuras del feminismo anglosajón del siglo XX, Virgina Woolf.

Apostando la suerte en las mejores páginas online

Aunque la suerte sea el factor más importante en el...

Qué limitaciones tiene estar en una lista de morosos

Dificultades para acceder a financiación, imposibilidad de cambiar de compañía...

Una hemeroteca virtual con miles de noticias sobre el español

Lengua y Prensa es un proyecto coordinado por Francisco M...

Planes de futuro: la maternidad, una etapa emocionante

Ser madre es el sueño de muchas mujeres, pero hay...

SERÁ OBLIGATORIO SABER CASTELLANO PARA SER PRESIDENTE DE LA COMUNIDAD

COMUNIDAD DE PROPIETARIOS DE MÁLAGA APRUEBA LA NECESIDAD DE SABER...

Un evento debe contar con una organización de primera

  Organizar un evento requiere pensar en cada uno de los...

¿Qué productos elegir para cada tipo de piel?

Para el cuidado de la salud, la belleza, el cuidado...

Análisis de la conducta de los presuntos expertos en analizar conductas

Perspectiva metapericial de informes y dictámenes policiales y privados Dr. (PhD)...

Otros articulos relacionados.....