Por Domingo Sanz

PorDomingoSanz

153.322 euros. Por Domingo Sanz

08 Mayo 2017 274 votos

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Por los rincones del maremágnum que estamos atravesando, el más emocionante que muchos recuerdan, circulan noticias que jamás conquistan las portadas pero marcan tendencia, o incluso pueden ocultar bombas de relojería.

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

En esta entrega analizaremos la evolución de dos campañas de petición de firmas en Change.org, movilizaciones modernas que podríamos llamar, que han coincidido en el tiempo con el anuncio de la presentación de la moción de censura de Podemos. Parece procedente pararse en esto porque, como se verá, los motivos de ambas movidas también se justifican en la corrupción del PP, al igual que ocurre con la moción de censura.

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Pablo Iglesias y otros representantes de UP han declarado que presentarán la moción de censura aunque esté condenada al fracaso, lo cual significa que su objetivo principal es que se hable de la corrupción del PP, algo muy conveniente. No obstante, mi manera de ayudar a la causa será hablar de la propia moción desde el punto de vista de la movilización social, un fenómeno que, por casualidad o no, está presente en este trance. Y lo seguirá estando.

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado

Si tiene usted los ladrones en casa y le han quitado la llave no le queda más remedio que tirar la puerta abajo y que al estruendo acuda la policía, mientras quede policía. Solo por eso merecía la pena que Sánchez hubiera aceptado, hace más de un año, la propuesta de ser presidente que le propuso Iglesias. Solo por eso también defendí que Iglesias apoyara la investidura de Sánchez tras su acuerdo con Rivera, pues la vida está para pedir cien y conseguir diez, o uno, que siempre es más que cero.

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado

Supongo que en breve los diversos medios volverán a publicar encuestas sobre la intención de voto de los españoles. Nos han acostumbrado de tal manera al menú demoscópico que ya casi no podemos vivir sin conocer el alcance de los disgustos que, unas veces unos y otras veces otros, se llevan los políticos esas madrugadas en las que la prensa les informa de las notas provisionales que les ponemos los electores.

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Leo a Trapiello en el semanal “Magazine” del 23 de abril y compruebo que se suma al elenco de los que, con Jiménez Losantos a la cabeza, han convertido casi en biblia el libro “1936, fraude y violencia” publicado por Álvarez Tardío y Villa García. Se denuncian irregularidades que habrían afectado a casi doscientos mil votos en las elecciones de aquel febrero lejano pero inolvidable. Trapiello afirma que “no sabemos si un recuento riguroso y honrado habría evitado la guerra civil”.

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Fue el 20 de enero de 1969, ese día en el que la policía política de la dictadura tiró por la ventana y mató al estudiante Enrique Ruano, cuando llegué a la conclusión de que Franco debía morir. Quizás influyó la canción más rebelde de Maria del Mar Bonet. Como no disponía de los recursos necesarios para conseguirlo, me dediqué, entre otras cosas, a divulgar aquel deseo, hasta el punto de que empecé a resultar reiterativo y de lo más pesado. Pero al final sucedió, y entonces pensé que se había cumplido mi premonición y que quizás podría ganarme la vida adivinando el futuro, cosa que acentuó en mí un optimismo que ya era excesivo de nacimiento.

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Un investigador que no estuviera desquiciado por la velocidad a la que se amontonan los acontecimientos en España ya habría llegado a la conclusión de que ese autobús decorado con algunos de los rostros más conocidos por los juzgados que investigan el crimen organizado era, en realidad, la contraseña que los justicieros, confabulados, estaban esperando para lanzar el ataque definitivo contra los principales responsables de la corrupción que nos gobierna. Y si dudan de esta especulación, repasen:

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Rajoy, ese político que “avanza sin moverse” en feliz ocurrencia o plagio del inventor de los jarrones chinos marca “ex”, no da puntada sin hilo y aprovecha cualquier ocasión para promocionar las enseñas de su ideología primera. Y ya que el Pisuerga…, cómo no recordar a Felipe González embarcado en el Azor, 1985. El caso es que don Mariano ha citado en El Pardo, tan de Franco como el yate, a los más altos dignatarios de Francia, Italia, Portugal, Grecia, Malta y Chipre, todos ellos líderes de partidos más bien progresistas, excepto el chipriota y él mismo.

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Pocos habitantes de este país ignoran, y muchos de otros países lo saben gracias a que están descubriendo la verdadera “Marca España”, que hemos sido capaces de condenar a Cassandra Vera porque hace varios años escribió en Twiter unos chistes relacionados con el último viaje de Carrero Blanco, aquel que fue tan necesario para nuestra democracia. No creo que haya nadie capaz de asegurar que, con aquel franquista vivo, la transición de los años setenta se hubiera podido saldar con las mismas o menos bajas de las que hubo entre los que luchaban por la libertad.

Pequeñas emociones.Por Domingo Sanz

03 Abril 2017 459 votos

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Miércoles 29 de marzo por la tarde. En el autobús que va repleto desde Madrid hacia el aeropuerto de Barajas, una joven sentada se levanta para dejar su sitio a una septuagenaria y, acto seguido, otra hace lo mismo con el acompañante de la primera, que es de su misma quinta.

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Si quieren.

 

Más allá de los gritos necesarios contra la violencia machista, la brecha salarial y el resto de abusos anclados en la dominación masculina, debe preocuparnos también la búsqueda de soluciones eficaces, inmediatas y legales dirigidas al centro del problema.

 Buscador Grupo Pladesemapesga con tecnología de Google

En el motor de búsqueda te ayudamos a encontrar exactamente lo que buscas.

 AyTP Acción y Transparencia Publica..