'Emigrar', dicho de una persona: abandonar su propio país para establecerse en otro extranjero. 
La diferencia entre emigrante, inmigrante y migrante va a depender, pues, del punto de vista: emigrante es el que se va, mientras que inmigrante es el que llega. El migrante, por su parte, es aquel que, simplemente, se desplaza de un lugar del que es originario a otro distinto, independientemente del punto de vista.

'Inmigrante' y 'migrante' no son sinónimos, por lo que no es adecuado emplearlos indistintamente. Un emigrante es aquel que sale de su país para instalarse en otro. Por el contrario, un inmigrante es el que llega a un país para establecerse en él.

 

Se denomina migrante (por el uso) a un individuo que se desplaza de una zona geográfica hasta otra, situación que conlleva un cambio en las costumbres y un proceso de readaptación a las nuevas circunstancias. El concepto de migrante también puede aplicarse al miembro de una especie animal que cambia de hábitat.  

Teniendo en cuenta que sí que existe la palabra "migración" que podemos entender que engloba los supuestos de "emigración" o "inmigración" según la referencia sea hecha desde el país de origen o de destino; sin embargo, a diferencia del inglés, francés y probablemente otros idiomas, en castellano existen los "emigrantes" y los "inmigrantes" pero no los "migrantes".

Un emigrante es aquella persona que se va de su país con el propósito de establecerse en otro. Los emigrantes han existido en todas las culturas conocidas. Los conflictos sociales como guerras, crisis económicas o enfermedades, son las principales razones por las que una persona toma esta dura decisión. 

En cuanto a la duración de las migraciones se pueden considerar las migraciones temporales, que a veces son migraciones estacionales para trabajar en las cosechas, regresando después a sus lugares de origen; y las migraciones definitivas, cuando los emigrantes se establecen en el país o lugar de llegada por tiempo indefinido.

Usándose los términos sinónimos 'itinerante' o 'ambulante' en otros contextos (adjetivo): que va de un lugar a otro sin permanecer mucho tiempo fijo en un mismo lugar (teatro itinerante, exposición itinerante, mercado ambulante, etcétera)

Migración forzosa es un movimiento de población fuera de su lugar de origen o de residencia habitual, de carácter temporal o permanente y por lo general a gran escala, que tiene un carácter involuntario, es decir, es motivado por la presión –o la amenaza– de factores externos actuando aisladamente o en conjunción.

 La persona que se encuentra en situación ilegal, se denomina inmigrante ilegal, irregular, indocumentado o sin papeles. 

Definición de la ORGANIZACIÓN INTERNACIONAL PARA LAS MIGRACIONES (OIM) del término "Migrante":

La OIM define a un 'migrante' como cualquier persona que se desplaza o se ha desplazado a través de una frontera internacional o dentro de un país, fuera de su lugar habitual de residencia independientemente de su situación jurídica, el carácter voluntario o involuntario del desplazamiento, las causas del desplazamiento o la duración de su estancia.

'Migrante' es todo aquel que 'migra', es decir, aquel que 'emigra' para llegar a otro lugar o país. Viniendo a significar lo mismo 'migrar' que ‘emigrar’.

Emigrante: que emigra. También, la persona que vive en un país o región que no es su propio de origen, ya establecida en el lugar de destino. Inmigrante: Persona que llega a un país o región diferente de su lugar de origen para establecerse temporal o definitivamente.

 ‘Inmigrante’ es el que ya ha llegado con intención de permanecer, aún no establecido.

Para algunos especialistas, es preferible usar las formas "emigrante" e "inmigrante" porque resultan ser más específicas que 'migrante'. Entendiéndose, pues, que el término 'emigrante' vale para el que está en 'acción' de desplazarse a otro lugar o país, y también para el que ya se ha establecido en el lugar de destino. Y el término inmigrante es válido para los que están llegando, a las puertas (a la vista) del lugar de destino en situación indefinida, pendiente de resolver esta situación en la frontera de los términos y al mismo tiempo en la frontera geográfica. Parece término para ser usado más por los que reciben que para definirse a sí mismos los emigrantes. O, también se pueden llamar 'migrantes' o 'emigrantes' mientras están de 'viaje', para ser ‘inmigrantes’ a la llegada, y 'emigrantes' una vez establecidos, o mejor 'emigrados' (para diferenciarlos de aquéllos que están 'migrando' o 'emigrando')

Con crucifijo y salmo bagatela,

​birlando​ ful al negro y a mansalva,

dando por ahí en la parte salva,

​mera zorra y meuca​ con la pela.

De busconas ejemplo y corruptela,

cristiana, luterana, fuere calva,

fue sin disfraz, persignando bivalva,

con las dos manos despistando​ tela. 

Roto el cristal de la desvergüenza,

Europa, puta vieja y por rastrojo​,

no recuerda el nombre ni Constanza,

haber doblado cabos a su antojo.

Navegando Aquarius con destreza,

ahí te pudras dice, en el remojo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.